Cómo ir vestido a una entrevista de trabajo

Cómo ir vestido a una entrevista de trabajo

No vas a tener una segunda oportunidad para causar una buena primera impresión, por eso la decisión de cómo ir vestido a una entrevista de trabajo, debe ser una de tus prioridades cuando acudes a una.

Recuerda que si te han citado para una entrevista, es porque ya tienen interés por ti, ahora tendrás que cuidar los detalles de comportamiento y vestimenta y, ¡el puesto será tuyo!

Cómo ir vestido a una entrevista de trabajo según el sector al que pertenece

En función del sector, el atuendo que elijas para la entrevista de trabajo debe ser más o menos formal, pero siempre debes tener una apariencia profesional. ¿Te resulta difícil combinar ambas cosas? Tranquilo, ahí van unos consejos para que no te sea tan complicado.

Empieza por investigar el tipo de sector al que pertenece la empresa y su dress code, siendo normalmente utilizado el traje de chaqueta para sectores como derecho, servicios financieros, servicios funerarios o seguros.

Y siendo más informal, en el caso de empresa tecnológicas, creativos, publicitarios y de marketing, o si es una empresa pequeña, donde la vestimenta suele ser de pantalones chinos o incluso vaqueros en los casos menos formales. Dando en este caso una apariencia profesional gracias a un look elegante y con estilo, pero a la vez casual y desenfadado.

Cómo ir vestido a una entrevista de trabajo con ropa formal

Se suele recurrir a un traje con chaqueta en colores azul marino, o diferentes tonalidades de gris, combinado con una camisa de manga larga (nunca manga corta) y los colores a los que se recurren son el blanco o azul con cuello para corbata, es decir, sin botones en el cuello. También puedes usar de rayas, cuadritos o algún estampado elegante, pero para una entrevista de trabajo no es lo recomendable.

Recuerda que la camisa debe sobresalir al menos un centímetro de la chaqueta, y que el cuello de la camisa debe asomar más de un centímetro por encima de la chaqueta.

El uso de corbata depende de si debe ser al 100% formal la vestimenta, en caso de que no sea así, puedes prescindir de la corbata, lo que te hará sentirte más cómodo en la entrevista si no sueles llevar.

En el caso de que el uso de la corbata sea necesario, te recomiendo lisas o con pequeños detalles. Recuerda que “menos es más” por lo que haz que la ropa que lleves no tenga muchos estampados.

Los complementos a los que recurrir, son zapatos de corte clásico, preferiblemente de color oscuro que combinen a la perfección con el traje (no olvides llevarlos muy limpios). Cinturón del mismo color de los zapatos, preferiblemente de cuero o que lo simule. Y reloj clásico de agujas (nunca digital) de cuero o metálico. Si llevas tatuajes o piercing evita que sean visibles.

Cómo ir vestido a una entrevista de trabajo con ropa informal

Para una entrevista de trabajo no es recomendable llevar vaqueros, pero si en el dress code de la empresa es lo habitual, te recomiendo que lo combines con una camisa y una chaqueta. Y conseguir así, una combinación elegante. Si tienes dudas, apuesta por pantalones chinos que jugarás sobre seguro si la empresa lleva una vestimenta más informal.

Puedes optar por chaquetas de lana fina en vez de americana, eso sí recuerda siempre cerrar los botones de la chaqueta de lana aunque en tu día a día no la lleves así.

Si optas por llevar camisa, te recomiendo que la lleves azul claro que transmite simpatía, confianza y fidelidad.

Si eres creativo o publicista puedes apostar por llevar una camiseta y una americana con unos chinos y conseguirás crear una apariencia profesional.

Otros consejos para la entrevista

  1. Utiliza siempre prendas de ropa en la que te sientas cómodo.
  2. Nunca te sientas disfrazado con la ropa que llevas, sé tu mismo siempre antes que nada.
  3. Aféitate o rasúrate para dar una apariencia profesional y cuidada.
  4. Revisa que la ropa esté bien planchada.
  5. No abuses del perfume.
  6. No te olvides de llevar tu currículum sin doblar, en una carpeta.
  7. Revisa la ubicación del lugar de la entrevista con antelación para evitar llegar tarde.
  8. Ten un vocabulario formal y educado con tus entrevistadores.

¡Mucha suerte en la entrevista!

La importancia de realizar preguntas en una entrevista de trabajo

La importancia de realizar preguntas en una entrevista de trabajo

Es importante recordar que cada entrevista es un proceso bidireccional.

Usted debe evaluar al empleador tanto como lo están evaluando a usted, porque ambos necesitan sentirse convencidos de que su selección para el puesto de trabajo sería un gran acierto.

Así que cuando el entrevistador pregunta, «¿Tiene alguna pregunta para mí?» Aproveche esta oportunidad. Es la mejor manera de confirmar si estaría feliz trabajando para este empleador y si sus metas están alineadas, además de mostrar interés en la compañía y el puesto de trabajo.

«El mismo proceso de hacer preguntas cambia completamente la dinámica de la entrevista y la percepción que el gerente de contratación tiene de usted», dijo Teri Hockett, directora ejecutiva de What’s For Work. «Hacer preguntas también le da la oportunidad de descubrir detalles que tal vez no hubiese conocido de otra manera».

Amy Hoover, presidente de Talent Zoo, dice que hay otra razón por la que siempre debe preparar preguntas: «Si usted no hace al menos dos preguntas, parecerá desinteresado, o peor, menos inteligente y comprometido de lo que el empleador gustaría.»

Por eso, usted debe tener por lo menos cuatro preguntas preparadas en caso de que algunas se respondan a través de la entrevista.

Pero no sólo haga preguntas para quedar bien, dice Hoover. Para beneficiarse de las preguntas, tendrá que pensar cuidadosamente en lo que quiere preguntar. Además, será mejor evitar ciertas preguntas.

«Sus preguntas pueden de hecho, mejorar o empeorar una entrevista», dijo. «Si no está atento o si usted pregunta algo que ya ha sido abordado, esto puede perjudicarle mucho más de lo que puede ayudarle. Hacer preguntas inteligentes y atractivas es imprescindible».

Por todo esto, no olvide de preparar bien la entrevista, pero no sólo las posibles preguntas que le realizarán, sino también aquellas que usted podría hacer para mejorar su imagen ante el entrevistador. Debajo le dejamos una infografía con algunos ejemplos.

 

  Cómo hacer un plan de negocio

  Cómo hacer un plan de negocio

Un plan de negocios es una herramienta esencial, no sólo para aumentar la inversión, sino también para aclarar tus metas y objetivos, y comunicarlos a tu equipo más amplio de empleados, socios comerciales y clientes. Hay cinco componentes esenciales de cómo hacer un plan de negocio para tu marca de moda:

Resumen ejecutivo: El resumen ejecutivo está al principio de tu plan de negocios, pero debe ser lo último que escribes. Esta parte de cómo hacer un plan de negocio encapsula todos los puntos clave, ideas y objetivos de tu negocio en un breve y conciso discurso.

Visión y objetivos: Esta sección ayudará a los inversionistas y a cualquier persona que lea tu plan de negocios, entienda qué necesidad particular del mercado vas a satisfacer y qué ofrecerás que es único y diferenciado.

Mercado y paisaje competitivo: Esta sección describe el mercado en el que planeas operar. ¿Qué tamaño tiene el mercado? ¿Qué tan rápido está creciendo y qué evidencia tiene que esta parte del mercado es una oportunidad viable? También es necesario identificar quiénes son los competidores en el mercado, si están creciendo y cuál es su posición en el mercado. ¿Qué vas a hacer que es diferente?

Plan de implementación: Esta es probablemente la sección más detallada de tu plan de negocios, identificando las acciones específicas que tu empresa tomará para ir después de la oportunidad de mercado que ha identificado. Idealmente, debería abarcar tres años de actividad, sobre una base estacional, y debe incluir todo, desde cómo se comunica como un negocio y el personal que va a contratar, hasta el espacio que necesitará y la experiencia externa que necesitará, en términos de Marketing, comunicaciones o relaciones públicas.

Finanzas: Tu plan financiero muestra cómo crecerá tu negocio en términos de ganancias e ingresos y qué financiamiento necesitará para lograrlo. Una declaración de ingresos utiliza proyecciones de cómo su negocio crecerá en la línea superior, a través de ventas y otros ingresos, y también proyectará los costos de la entrega de ese crecimiento. La declaración de flujos de efectivo muestra los picos y valles de su situación de efectivo sobre una base mensual e identifica qué financiación necesitará para financiar el crecimiento.

10 consejos para crear y administrar tu presupuesto mensual

10 consejos para crear y administrar tu presupuesto mensual

Para la mayoría de la gente, tener un presupuesto mensual es una realidad de la vida. Sin embargo, ajustarse a él puede ser difícil; pero como como cualquier otra habilidad, se hace más fácil con la práctica regular y constante. Recuerda que el desarrollo de un presupuesto es importante, no importa la cantidad de dinero que ganes o cuánto dinero debas.

Aquí hay 10 consejos para crear y mantener un presupuesto mensual, y 2 consejos más para los que son muy organizados.

1. Establece metas

Las metas financieras pueden ser cualquier cosa – salir de la deuda, comprar una casa, construir un fondo de emergencia – pero es más probable llegar a ellas si las defines. Todo el mundo quiere mejorar su situación financiera, pero no lo lograrás al menos que sepas exactamente lo que es «mejor» para ti personalmente.

2. Conoce tus ingresos

Asegúrate que sabes cuánto  dinero entra tu hogar por semana, mes y año. Suena fácil, pero resultar complicado para los trabajadores temporales o autónomos. Si es tu caso, subestima tus ingresos en un pequeño porcentaje para dar un margen de seguridad. Suma el sueldo, trabajo a tiempo parcial y los rendimientos derivados de las inversiones y regalos. Saber lo que ganas es el primer paso para el establecimiento de metas y saber lo que puedes gastar.

3. Divide los gastos en categorías

Haz un desglose de tu presupuesto en 3 categorías en función de tu ingreso mensual proyectado:

  • Gastos obligatorios – son los mismos cada mes e incluyen alquiler, hipoteca, pagos de préstamos , primas de seguros y los pagos del coche. Ahorra en tus gastos con los descuentos de MasCupon.
  • Gastos flexible – están basados en cómo eliges usar tu dinero y son distintos cada mes – incluyen las facturas de comida, electricidad, gas y ropa. Compra ropa con grandes descuentos.
  • Gastos opcionales – los gastos opcionales… – incluyen vacaciones, ropa innecesaria, restaurantes etc.

No hace falta decir (aunque lo voy a hacer igual) que si estás gastando más dinero de lo que ganas, es necesario eliminar elementos de la categoría opcional.

4. Establece una categoría para los ahorros

Al crear y ejecutar tu presupuesto, asegúrate de incluir una categoría para los ahorros – por pequeño que sea – y protégelo. Después de todo, a menudo son los grandes gastos inesperados los que pueden hundir un presupuesto (ver el próximo consejo). Trata el ahorro como una obligación, y si tienes depósito directo, haz que una cantidad fija sea canalizada cada mes directamente a tu cuenta de ahorros.

5. Crea un fondo de emergencia

Trata de que sea suficiente para mantener a tu familia durante seis meses en el caso de una catástrofe financiera. Incluso si no alcanzas esta meta, te alegraras de haber ahorrado un dinero cuando tengas una avería inesperada del coche o se tenga que remplazar el frigorífico. Recuerda que cualquier fondo de emergencia es mejor que nada.

6. Date una asignación

De la misma manera que les das a tus hijos una asignación con la condición de que una vez que se ha gastado, se ha gastado, tú y tu pareja debéis hacer lo mismo. ¿Disfrutaste los últimos euros en el almuerzo del miércoles con amigos? Bueno, bocadillos de casa hasta la próxima semana.

7. Planea las comidas y compra de antemano

La comida para llevar y los restaurantes son un gasto enorme. Evita quedarte sin comida en casa mediante la planificación de cada comida y compras semanales. Acuérdate de llevar una lista de compras cuando hagas la compra semanal  Dia 3 – Utiliza siempre una lista de compras y cumple con ella«).

8. Elimina o reduce los vicios

Si eres fumador, ve esta página y calcula cuánto puedes ahorrar en un año o semana si dejas de fumar. La mayoría de personas podrían ahorrar por lo menos un par de miles de euros al año si dejasen el hábito. Siguiendo con el tema, el alcohol también es caro. Tomar alcohol con el menú todos los días resultara muy caro a largo plazo.

9. Involucra a toda la familia

Los niños pueden ayudar a crear listas de compras y recortar cupones. Los adolescentes pueden ayudar en las tareas del hogar con el objetivo de «ganar » su asignación para pagar sus propios gastos. Un presupuesto funciona mejor cuando todos están de acuerdo con él.

10. Date un capricho de vez en cuando

Finalmente, la vida no debe ser toda frugalidad. Si no te permites un ocasional derroche, el resentimiento puede hacer que un día gastes a lo loco en un momento de debilidad. Para no volverse loco, está bien darse un capricho de vez en cuando.

Y para los muy organizados:

11. Guarda los recibos y revísalos todas las semanas

Saber lo que gastas es la otra cara de saber lo que ganas. Reúne los recibos de tu bolsillo o bolso cada noche y guárdalos. A continuación, revisa el gasto semanal. Puede que te sorprenda lo que aprendes acerca de tus hábitos de gasto.

12. Haz una hoja de cálculo para tus compras habituales

En esta hoja de cálculo, haz una lista de los artículos que compras con más frecuencia, junto con el precio más barato que has encontrado. Investiga donde puede obtener estos artículos al mejor precio Día 1 Donde encontrar cupones.

Para esas emergencias que surgen de vez en cuando, hay las empresas como Wonga o Vivus que pueden prestarte una pequeña cantidad por un periodo corto.

Bueno, eso es todo por hoy. Que disfrutéis de un buen fin de semana.